El voto del rechazo

En las elecciones españolas del 28 de Abril solo se decide una cosa importante: el rechazo o apoyo a un gobierno socialista que pacta con los golpistas y separatistas catalanes, y con toda la extrema izquierda, incluidos los etarras.

Si los españoles no rechazan de forma clara y rotunda a Pedro Sánchez, serán los únicos culpables de darles el poder a quienes quieren romper España, y a un gobierno que ha demostrado su perfil totalitario aplicando la doctrina del todo vale.

Todo lo demás es hablar por hablar, perderse en la nebulosa de un rumbo nacional marcado por el deterioro constante de su régimen constitucional y de libertades. Deterioro, crisis y empobrecimiento.

La cuestión es sencilla de decidir. Pero para evitar ese voto masivo de rechazo, Sánchez y el PSOE han puesto en marcha un mensaje y estrategia para que los españoles no lo vean tan claro. 

La trampa socialista

Este mensaje y estrategia socialista es de naturaleza surrealista y está estudiado para [Read more…]

Socialista a fuer de radical

La histórica declaración de Indalecio Prieto “soy socialista a fuer de liberal’ ha sido sustituida por el mensaje “soy socialista a fuer de radical”.

¿Por qué la socialdemocracia europea está en caída libre? Porque se ha hecho radical, ha pactado con los anti-sistema, y ha asumido como propia la ideología del odio. Los principales partidos socialistas europeos han entrado en una crisis que les relega a una posición secundaria, tras haber gobernado durante años las naciones europeas.

La vuelta al liderazgo del PSOE de Pedro Sánchez, apoyado por la mayoría de los militantes en las elecciones internas del partido, no es más que otro episodio de ese proceso.

En Francia los socialistas han preferido para las elecciones presidenciales un candidato crítico contra la línea moderada que representaba Manuel Valls, y de haber gobernado el país pasaron a ser la quinta fuerza en esos comicios. En el Reino Unido [Read more…]

La contumacia en el error del ‘no’ a Rajoy ha acabado con Sánchez

Portada del diario ABCHizo del ‘no’ a Rajoy su bandera, y el mismo día en que es investido el líder popular como presidente del Gobierno, el ex-líder socialista, Pedro Sánchez, se ha visto obligado a dejar hasta su escaño parlamentario.

Hoy Pedro Sánchez podía haber sido vicepresidente del gobierno, controlar varios ministerios y órganos de la administración, proyectar la imagen de un hombre de Estado, y consolidar su liderazgo en el PSOE por muchos años. Reforzando la posición de su propio partido, la estabilidad y crédito de España, y evitando que el país esté desde hace diez meses sin gobierno, con todos los costes que esto supone para la nación, en todos los órdenes.

Pero el resultado de sus decisiones le han llevado a todo lo contrario, habiendo sido obligado finalmente por su propio partido a dimitir el 1 de Octubre de 2016, al votar la mayoría en contra y perder el poder, y el 29 de Octubre a renunciar a su escaño parlamentario.

Después de fracasar en todas las elecciones nacionales, regionales y su investidura en el Congreso, cuando Sánchez quiso ser presidente del gobierno a pesar de perder las elecciones del 20 de Diciembre último. Conduciendo a su partido a sus peores resultados históricos de todas las elecciones desde 1977 y a su mayor división interna en cuarenta años.

En las elecciones pre-constitucionales de 1977 el PSOE llegó a obtener 118 diputados, en 1982 llegó a los 202 diputados, y con Sanchez ha obtenido 85 en los últimos comicios. Item más: el PSOE ha sido el partido que más ha gobernado en España, 22 años de 39 durante esta etapa constitucional. Esto es lo que hace de Sánchez un caso paradigmático de [Read more…]

El modelo de crisis socialista y la teoría de Nash

En un debate que mantuvimos ayer dirigido por Fernando de Haro en Popular TV, el catedrático de economía, Mikel Buesa, sacó a relucir el paradigma de Nash en la teoría de los juegos para analizar la situación política española, tras la debacle del PSOE en las elecciones municipales y autonómicas del 22 de Mayo.

El premio Nobel que dio lugar al libro y la película difundidos en español con los títulos respectivos de ‘Una mente prodigiosa’ y ‘Una mente maravillosa’, obras excepcionales ambas, basa su teoría de los juegos en la cooperación y la competencia como modelo ganador para el conjunto y cada una de las partes. Por ejemplo, hoy las 16 más grandes compañías de automóviles del mundo cooperan entre sí en todo aquello que les hace a cada una más competitivas (compartir plantas de producción, costes, etc,).

Aplicado el juego al caso político español el modelo de Nash se confirma por el fracaso del modelo de crisis de Zapatero, que he analizado y detallado desde 2004. Políticamente un modelo de crisis es un modelo sectario que hace de la parte -la suya- el todo. Como consecuencia, el sistema, en su conjunto y en cada una de sus partes, entra en crisis. Por definición el sectarismo no defiende valores comunes que son los que configuran la democracia y la libertad. El sectarismo destruye los valores comunes y la democracia.

El sectario no reconoce al otro como un competidor con el que se puede llegar a cooperar, sino un enemigo a destruir. De esta forma el sectarismo socialista ha utilizado a las minorías radicales de izquierda e independentistas para desplazar del centro del sistema y tratar de destruir al Partido Popular, que representa mayoritariamente el centro-derecha español. Algo contrario al modelo de democracia liberal, pero que forma parte de las ideologías totalitarias que subvierten el orden, haciendo que las minorías dominen a la mayoría. De lo que nos advirtió Karl Popper en su obra ‘La Sociedad Abierta y sus Enemigos’ (1945).

Imagen del Premio Nobel, John Forbes NashCuando en 2003 los socialistas suscribieron el ‘Pacto del Tinell’ con los radicales independentistas catalanes, tras pactar estos con ETA (‘Pacto de Perpignan’) para marginar al Partido Popular de la esfera política española a pesar de representar a la mitad de la población en en Congreso de los Diputados y en los poderes públicos de todo el territorio nacional, hicieron visible un modelo de Estado sectario y opuesto al consensuado en la Constitución de 1978.

España es parte relevante de la UE y las consecuencias de su modelo de crisis se extienden a Europa. En todos sus aspectos, no solo en el terreno económico, también en el de los valores democráticos o el empleo. Mientras permanezca el actual poder socialista, España seguirá exportando su modelo de crisis.

En un modelo democrático cooperan las partes que compiten entre sí para fortalecer y beneficiarse todos -los ciudadanos- del sistema, e incluso llegan a crear gobiernos de coalición ante la crisis que amenaza la nación. En un modelo sectario y de crisis como el que representa el socialismo de Zapatero, no hay cooperación posible porque su propio modelo lo impide. John Forbes Nash recibió el Nobel en 1994 por su brillante teoría de los juegos basada en la cooperación y la competencia, la cual ayuda a entender también -por contraposición- el modelo de crisis socialista que ha aplicado Zapatero y del que ya se disponen resultados empíricos para difundir su estudio en las próximas décadas.

joe boydston

on the business of community media

Gigaom

Technology news, trends and analysis covering mobile, big data, cloud, science, energy and media

Psyche's Circuitry

Thoughts on growing up and growing old in the digital age

A %d blogueros les gusta esto: